Las personas que son padres, sobre todo de jóvenes en edad adolescente, saben mejor que nadie lo difícil que resulta poder combinar la educación adecuada de sus hijos y hacerlo desde una posición de proximidad y de forma emocionalmente inteligente.

El video adjunto fue colgado en YouTube apenas hace un par de días por un padre, dirigido a su hija y todos sus amigos, y con el claro objetivo de educar a la primera (Aviso: el video está en inglés):

La hija, de 15 años de edad, no está de acuerdo con ciertas tareas domésticas que tiene que hacer, y se le ocurre escribir una “Carta a mis padres” en su muro de Facebook, donde se supone que todos sus amigos la verán. Sus padres no están dentro de la lista de sus contactos, por lo que no deben ver dichas palabras. Se trata de una acción de rebeldía de cara al grupo social con el que se relaciona. Pero de una forma u otra lo escrito llega a sus padres.

Por tal motivo, el padre decide hacer el vídeo adjunto, donde lee la carta de su hija y le responde a algunos puntos concretos de la misma. Pero además graba cómo destruye el ordenador de su hija pegándole varios tiros con una pistola y decide colgar el vídeo en Internet, tanto en Youtube, como en el perfil de su hija, con la intención de educar a su hija, de mostrar a otros adolescentes las consecuencias de ciertas acciones e incluso de servir de inspiración a otros padres.

¿Qué opináis? ¿Creéis que la reacción del padre fue la adecuada? ¿Qué emociones pensáis que sentía el padre, tanto en el momento de leer la carta como en la grabación del vídeo? ¿Qué habríais hecho vosotros en su situación? ¿Qué emociones creéis que tendrá su hija cuando vea el vídeo?

En 4ever Coaching siempre hemos apostado por la Inteligencia Emocional como la mejor cualidad que usar por bandera en todas las acciones de nuestra vida. Y el autocontrol es una de las competencias emocionales que conforma la Inteligencia Emocional. Cuando en cualquier relación (de pareja, amistad, familiar, laboral, …) nos dejamos llevar por nuestras emociones más primarias (como el miedo y la ira), y seguimos el camino que nuestra amígdala nos señala, las relaciones se pueden volver destructivas. Además, en este caso concreto dicha reacción se muestra a un grupo de jóvenes que se supone deben tomar ejemplo de los adultos. ¿Qué consecuencias creéis que puede tener?

Es sabido que la educación de un adolescente resulta muy difícil, pero si se afronta de una manera comedida e inteligente (lo cual no tiene que quitar de otras opciones, como los castigos), el camino a seguir será más placentero, y además nos llevará a un destino final más favorable.

En el caso que nos ocupa, se ve que la acción de la joven no fue acertada. Y es en esos momentos en los que un adulto debe demostrar tal condición y sobreponerse a sus primitivas emociones, controlarlas, meditar, incluso dejar que se “enfríe” y posteriormente tomar las medidas que considere oportuno. La ira genera ira. La violencia genera violencia. Pero también la razón genera razón, y la inteligencia emocional genera inteligencia emocional.

About these ads